viernes, 24 de enero de 2014

Remedios caseros para el acné, 5 mascarillas caseras que funcionan realmente.



Tienes un granito, sabes que está ahí, y no paras de tocártelo, como colofón, de tanto apretarlo y apretarlo, se te ha quedado una marca horrible que por mucho que intentas maquillar, es imposible de disimular. ¿Te suena esta situación? A mi me suena mucho, y es que cada vez que nos tocamos un granito de la cara, los gérmenes se expanden alrededor y hacer que éste tarde más en curarse, y lo que es peor, que se nos quede una horrible cicatriz o marca, que tarda días y días en cicatrizar y en desaparecer.
 Recuerda que tener una higiene adecuada en el rostro es fundamental para que nos granos no aparezcan tanto. Así que no te olvides de lavar la cara dos veces al día, una por la mañana, para que esté perfecta durante todo el día, y otra por la noche, antes de irte a dormir. Utiliza siempre productos específicos que ayuden a equilibrar la piel grasa y a reducir la producción de ésta.

 Pues bien, dicho esto, hoy vamos a aprender a tratar los granitos con mascarillas naturales caseras, que te ayudarán a dejar la piel perfecta y sin un granito.


 5 mascarillas para cubrir los granitos: 

  1.   Mascarilla astringente de limón. Hazla a base de zumo de limón y clara de huevo todo batido, y póntela en la cara. Espera unos 10 minutos hasta que notes que la piel está tirante, y retira con agua. El limón es un super alimento astringente, que te ayuda a eliminar la grasa y el huevo tiene efecto tensor. Realiza esta mascarilla una vez a la semana. 
  2. Mascarilla de aspirina. Diluye la de aspirina en agua. Aplícala en la cara, insistiendo particularmente en las zonas con granitos como si fuera un exfoliante. Deja actuar unos 15 minutos y retira con agua. El ácido acetil salicílico de la aspirina es de lo más útil para combatir los granitos y las rojeces, de no solo la cara, sino del resto del cuerpo.
  3. Mascarilla de fresas. Tritura en una batidora cinco fresas junto a la clara de un huevo y una cucharada de miel. Bate todo hasta formar una pasta homogénea y aplícala sobre la zona a tratar. Deja actuar durante 20 minutos y retira con agua fría. La mezcla de estos tres ingredientes nos ayudará a tersar la piel y a suavizarla además de limpiarla con profundidad.
  4. Mascarilla de aloe vera. El áloe, es un gran aliado en el cuidado de nuestra piel. Prepara una mascarilla donde mezcles en un recipiente 100 gramos de aloe natural, 100 gramos de miel, una cucharada de aceite de germen de trigo y arcilla. Mezcla todos los ingredientes sobre la piel húmeda y deja actuar hasta que se empiece a secar. Después lava la cara con agua fría.
  5. Mascarilla de avena. Prepárala con una cucharada de yogur, el zumo de un limón, y una cucharada de avena. Mezcla los tres ingredientes hasta conseguir una pasta homogénea. Aplícala sobre el rostro húmedo y deja actuar hasta que se seque. Después, retírala con agua fría. Si la aplicas a diario, notarás rápidamente cómo desaparecen esos molestos granitos.
No te olvides de no tocarte los granitos y de mantener la piel siempre limpia antes de irte a dormir. Es fundamental que siempre respire para que no se formen acumulaciones de grasa.

4 comentarios :